martes, 7 de abril de 2009

Ha muerto Mari Trini

Yo era una niña de uniforme cuando escuché en Radio Juventud de Cádiz su presentación como cantante. “Unos ojos que miran cuando cantan y cantan cuando miran”. Durante años seguí sus canciones, sus poesías y sus mensajes.

Para mí la cantante Mari Trini fue sobre todo una personalidad distinta; las vocalistas de la España de entonces eran modositas, con peinados llenos de laca y andares pacatos. Ella puso un punto de desgarro, un punto trágico afrancesado que creo que nunca me gustó. Pero eran canciones en las que una mujer empezaba a quejarse abiertamente, a describir sentimientos tristes de desamor, y a autogestionar la reclamación de sí misma. Los setenta no eran tiempos de mujeres que se dedicaran a cantar como hombres, sin perder nunca la elegancia.

Ha muerto Mari Trini: hoy se nos "ha caído una estrella en el jardín…."

Descanse en paz.

7 comentarios:

SEFA dijo...

Entro por vez primera en tu blog, a traves del de Juan (caracoles juan)
Me ha gustado este post que le has hecho a Mari-Trini, a mi tambien me gustaba como cantaba y las canciones que tenia, como siempre, hasta que uno no se va, no le hacen los homenajes y el recuerdo.
Por lo menos hoy hemos escuchado alguna de sus mejores canciones, Saludos desde Aragón.SEFA

Charo Barrios dijo...

Gracias Sefa por la visita. Lo cierto es que perdí la pista de Mari Trini. Pero ya que se ha ido (muy joven por cierto), creo que era justo hablar de lo que significó en esa generación, por su estilo innovador y personalísimo.
Un abrazo Sefa.

Dolo dijo...

Qué natural la muerte, y a la vez que extraña. Me sigue pareciendo tan extraño que la gente se vaya...

Manuel Casal dijo...

El otro día leí en un libro de frases de niños una definición de la vida que decía:

La vida es la muerte, pero antes.

Antes. Esa es la clave. Hay que vivir antes de que llegue la muerte. Sin miedo, sin angustia, pero con urgencia, con conciencia de que hay que sacarle partido a cada uno de los días que uno vive. No hay nada más absurdo que dejar pasar el tiempo sin vivirlo. En el fondo sólo somos tiempo y o lo aprovechamos viviendo o lo perdemos y perdemos la vida.

La muerte de un conocido es una desgracia, pero tiene que ser a la vez una llamada de atención para no perder el tiempo. Un empujón hacia la alegría de vivir.

Caracoles Juan dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Caracoles Juan dijo...

MARITRINI, Adios paisana, Caravaca, Murcia y España, te recordará, por tus canciones, sobre todo los que crecimos contigo y con tu cante.
TENGO MUNA VIDA PARA VIVIR
UN SEGUNDO PARA MORIR
SE QUE LA VIDA TENGO QUE VIVIR
PERO EL SEGUNDO NADIE ME LO SABE DECIR
JUAN

Charo Barrios dijo...

¡Quien no escribió un poema, huyendo de la soledad y quien a los quince años no dejó su cuerpo abrazar...!

Estos dos versos de su canción "Amores" se me quedaron muy grabados en aquella época y aún hoy me siguen emocionando.