lunes, 26 de enero de 2009

Leer, escribir, cocinar

Cuatro años tienen los niños y niñas de preescolar del Colegio Público sevillano Joaquín Benjumea Burín. Y su maestra, Maria del Mar, están poniendo en práctica durante el curso un Taller de Cocina, que traerá la colaboración familiar a las actividades programadas.

Según María del Mar, estos alumnos, entre otras temáticas, están estudiando el cuerpo humano por dentro (esqueleto, músculos, aparato digestivo, respiratorio, etc.) y como para crecer, reponer energía y reparar nuestro cuerpo es fundamental una alimentación sana y equilibrada, pues qué mejor manera de estudiar la pirámide de los alimentos que con recetas que los niños hagan en casa y repitan en clase para todos sus compañeros.

Los viernes son los días en los que un miembro de la familia junto con su hijo asiste a clase y prepara un delicioso plato que luego todos comen. El viernes anterior el niño lleva a casa una hoja informativa donde además de la fecha y hora a la que se le cita, vienen redactadas algunas normas y consejos para el buen funcionamiento del taller. Además, el niño tiene que redactar la receta en otro folio que se le entrega, con la finalidad de realizar al final del curso un recetario, y a los niños les encanta.

En este proyecto infantil se han incluido los talleres de cocina para plasmar una práctica didáctica desarrollada por muchos educadores. En el material se ofrecen recetas de cocina con fotos correspondientes al proceso de elaboración del plato, los utensilios e ingredientes necesarios. Estos talleres han sido experimentados por las autoras con los niños. Cada curso tiene diez talleres.

Objetivos y necesidades de los Talleres de Cocina:

-Descubrir, utilizar y desarrollar las propias posibilidades motrices y sensoriales para realizar recetas sencillas.
-Observar alimentos cotidianos y experimentar con ellos para descubrir algunas de sus características.

-Conocer alimentos típicos de la Comunidad Autónoma a la que el niño pertenece.
-Iniciarse en una alimentación sana a través del consumo de alimentos variados.
-Disfrutar con la elaboración de comidas realizadas en pequeños grupos.
-Participar en actividades relacionadas con la vida doméstica que desarrollen habilidades y destrezas independientemente del sexo.
-Identificar situaciones de peligro que se dan en el entorno cotidiano.

Los platos a preparar para niños/as de 4 años son postres de frutos secos, ensalada de naranja, pastel de naranja, ensalada mixta, barquito de plátano, banderitas de membrillo, melón con jamón,
rollitos de jamón y queso y postre de fresas.

Muchas gracias a María del Mar por enviarme fotos e información de esta actividad didáctica tan útil e integradora en la escuela. Ser maestra es algo más que una profesión, es una vocación, porque requiere cariño y pasión por la enseñanza.

11 comentarios:

Manuel Casal dijo...

Estas actividades me parecen muy importantes. Lo que ocurre es que, a medida que los alumnos van creciendo, les es más difícil encontrar en el sistema educativo un lugar en donde enterarse de las propiedades de los alimentos, del equilibrio con el que deben diseñar sus comidas y lo que les conviene comer o no. Siempre me ha parecido esto una carencia injustificable.

Charo Barrios dijo...

Manuel: no entiendo a qué refieres, cual es la dificultad en el lugar...

Manuel Casal dijo...

Lo que quiero decir es que estos chavales pueden tratar en la escuela ahora el tema de la alimentación, pero que, a medida que van creciendo y avanzando, ya no tienen ni una asignatura ni unas actividades extraescolares en donde puedan aprender a cocinar, a conocer las propiedades de los alimentos, a valorar lo que comen y a alimentarse de forma racional. En los Institutos, por ejemplo, terminan sabiendo muchas cosas de muchas materias, pero de lo que hacen varias veces al día -comer- no saben demasiado. Creo que debería incluirse en el sistema educativo una asignatura, un espacio, en el que hablar de la alimentación correcta.

charo barrios dijo...

Gracias por tu comentario. Está claro que esta formación queda solo en los primeros años.

charo barrios dijo...

Gracias por tu comentario. Está claro que esta formación queda solo en los primeros años.

Dolo dijo...

Desde aquí mi admiración absoluta para las maestras y maestros de educación infantil. Ellos ponen las bases, los cimientos de lo que será "la casa" y en la mayoría de los casos con una dedicación y una paciencia que no están pagados con "ná".
Besos.

Candela dijo...

Pues es una idea estupenda, ciertamente.

Gabriel dijo...

Una iniciativa fantástica de veras, por más que parezca sencilla: Educar en comer bien, ayudar en la preparación y la elaboración, y leer comprensivamente de algo que se ha vivido y compartido. No se puede pedir más.
Tiene todo el sentido del mundo reflejar este proyecto tan inteligente en este blog.
Besos.

Anónimo dijo...

Me parece un tema de suma importancia. El saber alimentarse debería ser una asignatura más de nuestro sistema educativo en el bachillerato. Imaginaros la cantidad de personas que no pasarian por un hospital si supieran alimentarse, la cantidad de medicamentos que ahorrariamos a la sociedad y sobre todo y lo que es más importante la calidad de vida de la gente ganaría muchos enteros. Si además de saber alimentarte,te sabes preparar la comida mejor que mejor.
Dmomblona.

Zerogluten dijo...

A mi me parecen iniciativas estupendas siempre que se contemplen a las personas que padecen intolerancias alimentarias en el caso que las hubiese.
A mi hijo en el día de Andalucía que se celebra con un desayuno andaluz, de pan con aceite, he de llevarle el pan yo, cuando debería ser la Administración Pública y el sistema educativo el que debería cubrir las necesidades de TODOS los alumnos.
También creo que es importante continuar el aprendizaje en casa, porque muchos de nuestros pequeños no salen de las salchichas y los macarrones con tomate.
Gracias por la información. Como siempre muy interesante lo que planteas Charo.
Besitos

Caracoles Juan dijo...

Yo estoy dispuesto a regalar a ese colegio mis dos libros publicados. TALLER DE COCINA Y TALLER DE COCINA II, es muy hermoso saber los colegios llevan a cabo estas actividades
UN BESO
JUAN