miércoles, 24 de diciembre de 2008

Calamares rellenos reversibles

He aquí una receta a medio terminar, para que la acabéis como os parezca. Son unos calamares rellenos de huevas, que, troceados en rodajas, dan muchísimo juego.

Ingredientes: Un calamar pequeño por persona. Un par de huevas por persona y sal.

Los calamares se limpian por dentro, se les quitan las aletas y se les da la vuelta, como si fueran calcetines. Una vez huecos, se les introduce a cada uno dos huevas, y se ponen a cocer al vapor.
En la termomix es muy fácil: primero se pone a calentar el agua, a temperatura varoma (unos diez minutos), velocidad 1.
A continuación, se introducen los calamares con el relleno en la varoma, y se dejan cocer de treinta y cinco a cuarenta minutos, temperatura varoma, velocidad 1.

Estos calamares pueden aliñarse como el pulpo a la gallega, o bien añadirles mayonesa, o simplemente sal, vinagre y aceite.

Es cuestión de gusto. Pero estos calamares están riquísimos y además permiten que las huevas no se deformen.

4 comentarios:

Dolo dijo...

Para preparar las comidas especiales de estas fiestas, me apoyaré en esta página, desde luego.
Feliz Navidad, de nuevo!!

Zerogluten dijo...

No los había visto así nunca y me parece una idea fantastica para tomarlos en frío con mayonesa. Gracias, contigo nunca dejo de aprender.
Besitos Charo

Caracoles Juan dijo...

CHARO FELIZ NAVIDAD

TUBAL dijo...

Si que estan buenos. Nosotros a veces envolvemos cada hueva con jamón y luego a la bolsa del calamar; envasamos al vacío y al vapor. Como más nos gustan son con el aliño de la gallega.
Felicidades!!